Recomendaciones durante la emergencia
  • Mantenerse informado y atento a las informaciones de los medios de comunicación, para estar informado de los pronósticos de tiempo, estado de las carreteras y, en su caso, medidas de precaución y consejos de actuación.

  • Sintonizar las emisoras de radios locales y televisión para estar informado sobre la posibilidad de lluvias intensas o torrenciales, estado de las carreteras, la evolución de la situación y, en su caso, medidas de precaución y consejos de actuación.

  • Usar de manera razonable el teléfono. No colapses las líneas. Deje las líneas libres para uso de los servicios de emergencia. Evite su uso salvo causa justificada.

  • Desconectar la electricidad, el gas, el agua de la casa y cierre y asegure todas las puertas y accesos.

  • Coger su documentación, botiquín, alimentos, ropa de abrigo y objetos valiosos poco voluminosos, linterna y radio de pilas secas.

  • Cerrar y asegurar sus ventanas y puertas para que no puedan ser destruidas por vientos fuertes, el agua, objetos volantes o escombros. Cerrar la puerta o puertas de acceso a la vivienda.

  • Retirar del exterior de la vivienda, aquellos objetos que puedan ser arrastrados por el agua.

  • Evacuar inmediatamente la vivienda si la situación lo requiere, haciendo caso de los consejos de las autoridades competentes y acudir al lugar preestablecido si considera que su vida está en peligro o así lo ordenan las autoridades y llevando consigo alimentos y documentos personales, si la inundación es repentina.

  • Retirar los vehículos de las zonas que puedan inundarse.

  • Alejarse lo más rápidamente posible del cauce de los ríos, arroyos y barrancos, así como no permanecer en los puentes, ya que pueden derrumbarse y arrastrarle en la caída.

  • Acudir a sitios elevados.

  • No cruzar los ríos ni torrentes ni las zonas ya inundadas.

  • No utilizar las carreteras afectadas. Su corte puede dejarle bloqueado.

  • Alejarse de la base de las colinas para no verse alcanzado por deslizamientos de barro y restos de árboles y piedras.

  • No ir a buscar a los niños al colegio. Los profesores saben cómo actuar y los evacuarán con orden y eficacia.

  • En caso de evacuación notificar su llegada a la autoridad local y sus datos personales (nombre, domicilio, lugar de origen y personas que le acompañan).

  • No propagar rumores o noticias exageradas de daños.

  • Seguir siempre las indicaciones de las autoridades.